La tecnología de comunicación y el terrorismo

instantmessagingEn noviembre de 2015 fuimos testigos de uno de los atentados terroristas de mayor alcance de los últimos años. El grupo denominado Estado Islámico (EI) atacó de manera coordinada seis puntos de la capital francesa, París, con un saldo de 130 muertos. Un sinnúmero de análisis han surgido en los medios haciendo relación a este hecho, condenable desde cualquier perspectiva; entre los temas comentados se encuentra el uso de herramientas tecnológicas de comunicación.

Las tecnologías de comunicación fueron utilizadas por EI para coordinar la logística previa a los ataques y como medio de propaganda y reclutamiento utilizando herramientas con un nivel de encriptamiento por encima del promedio como el sistema de mensajería instantánea Telegram o consolas de videojuegos como el PlayStation 4 (PS4).

Las consolas de videojuegos como plataforma de comunicación
Las estrategias para pasar desapercibidos mediante el PS4 consisten desde el uso común de correos electrónicos, mensajes de voz mediante la función denominada Party Chat o el uso de métodos más sofisticados como escribir un correo y guardarlo en el folder de borradores, así quienes comparten el mensaje entran a la misma cuenta y revisan el citado folder, lo que implica que ni siquiera se envía un mensaje a través de Internet para comunicarse entre ellos.

PS4 no necesariamente presenta un nivel técnico de seguridad superior a otros métodos de comunicación sin embargo la dificultad radica en la capacidad de monitoreo de las agencias gubernamentales a lo largo de todas las plataformas de medios de comunicación. En este tipo de actividades la mención frecuente a armas y violencias dificulta detectar usuarios que puedan ser una amenaza real fuera del entorno del videojuego, si a eso le sumamos cerca de mil millones de dispositivos móviles como teléfonos inteligentes, es evidente que la capacidad requerida rebasa los alcances de las agencias nacionales de seguridad.

La mensajería instantánea y la privacidad
Telegram es un servicio de mensajería instantánea que implementa un tipo de encriptamiento (es decir una codificación con el objetivo que usuarios no autorizados no sean capaces de leer el mensaje) denominado end-to-end. Sus fundadores se encuentran tan seguros de su eficiencia que ofrecen $200,000 dólares a cualquiera que pueda violar su protocolo de seguridad denominado MTProto. El fundador Pavel Durov ha mencionado en entrevistas que implementó este servicio con el objetivo que los servicios de seguridad rusos, país del que es originario, no pudiera interceptar los mensajes enviados por este medio.

Mediante el uso de chats secretos grupos como EI o Al-Qaeda se comunican por medio de Telegram sin que las agencias de seguridad como la NSA de Estados Unidos pueda descifrar los mensajes enviados por este medio. De igual forma se anunció en días pasados que Telegram habría bloqueado 78 canales públicos de EI en donde hacía propaganda de sus actividades terroristas.

Las declaraciones de los directivos de Telegram hacen una defensa de la privacidad de los usuarios, haciendo alusión a que en caso de que esta tecnología no estuviera disponible encontrarán otros mecanismos de comunicación y por lo tanto el servicio hace lo correcto al proteger la privacidad de sus usuarios. Un mensaje irónico de Pavel Durov haciendo referencia a esto dice “prohibamos las palabras ya que contienen información que los terroristas utilizan para comunicarse”.

En el otro extremo de las opiniones algunas personalidades políticas como el Primer Ministro del Reino Unido, David Cameron, ha manifestado su oposición a estas tecnologías de encriptamiento, bajo el argumento de que su gobierno no puede interceptar mensajes entre terroristas. Incluso se ha reportado al ex-secretario de la Defensa de ese mismo País, Tom King, llegar al extremos de responsabilizar a servicios como WhatsApp o Snapchat por los avances del EI.

Privacidad vs seguridad
Los gobiernos han solicitado una y otra vez las “llaves” a las empresas de tecnología que permitan decodificar el encriptamiento, sin embargo las empresas se han resistido dado que entregar esta información diseminaría entre los usuarios un sentimiento de inseguridad en relación a sus datos personales y conversaciones privadas.

Twitter ha sido uno de los medios que utiliza EI para diseminar su propaganda en el mundo del Internet y recientemente el grupo de activistas en Internet denominado Anonymus ha declarado una cyber-guerra a EI. Entre otras acciones ha removido cuentas de Twitter, ha desactivado canales públicos de Telegram y ha atacado sitios Web ligados a la organización así como cuentas de correo electrónico.

No queda duda que uno de las áreas de capacidad desarrolladas por la organización terrorista ha sido la relacionada al mundo del Internet. El entendimiento de los detalles de estas tecnologías los ha llevado a seleccionar minuciosamente las herramientas de comunicación utilizados y a crear protocolos en el uso de sus canales por medio de los cuales envían mensajes cortos, comparten información logística, actualizan sus operaciones o coordinan hechos como los recientes ataques.

Un ejemplo de diseminación de estos protocolos es un video en idioma árabe en donde se discuten detalles sobre las capacidades de vigilancia de gobiernos hostiles a su causa y dan detalles de cómo se puede hacer seguimiento de teléfonos y las marcas que son mas vulnerables a monitoreo.

No es una discusión obvia la de seguridad vs la privacidad, la inmensa mayoría de usuarios no están involucrados en actividades terroristas y buscan mantener sus conversaciones privadas, es decir libres del monitoreo gubernamental. Recordemos que en el fenómeno conocido como Primavera Árabe involucró el uso de este tipo de tecnologías contra gobiernos identificados como represores.

Durante muchos años las empresas tecnológicas no prestaron atención al tema de la seguridad de la información en Internet, sin embargo los gobiernos del mundo han puesto en la discusión y la mente de los usuarios el tema de la privacidad al monitorear indiscriminadamente ciudadanos sin ningún tipo de razón o motivo legítimo o peor aún por motivaciones políticas. Los usuarios por lo tanto empezaron a utilizar aplicaciones en donde se asegurara la privacidad de la información y muy pronto prácticamente todas las grandes compañías de tecnología empezaron a cifrar la información de sus servicios.

La tecnología no es mala o buena inherentemente las motivaciones de personas, organizaciones o instituciones son las que definen el uso de las herramientas tecnológicas y su funcionalidad, en el caso de la privacidad llego para quedarse.

Por Eduardo A. Durazo*
@border_watanabe
MUNDO DIGITAL
*El autor es Profesor en la Escuela de Administración y Negocios en CETYS Universidad, Campus Tijuana.

Hits: 8

Licencia

Creative Commons License El contenido de la web está bajo licencia Creative Commons. Eres libre de copiar, distribuir y comunicar públicamente la obra. No puedes utilizar esta obra para fines comerciales. Si alteras, transformas o creas una obra a partir de esta obra, solo podrás distribuir la obra resultante bajo una licencia igual a ésta. Debes reconocer la autoría de la obra en los términos especificados por el propio autor o licenciante mediante un enlace a este Sitio. 

<a href="http://www.eveliux.com/mx/"> Eveliux.com </a>